Balneario Prats en Caldes de Malavella, Girona

(Este es un mensaje que nos ha enviado un cliente de nuestro establecimiento y que publicamos con mucho orgullo por todo lo que tiene de reconocimiento… ¡¡muchas gracias!!)
Es un lugar singular, en una población serena y apacible, cuyas personas se brindan a ayudarte en cuanto perciben una duda. Te recibe con un jardín coquetón, donde puedes descansar y relajarte; compartir una agradable bebida y cambiar impresiones con personas relajadas. Al lado, la piscina termal que te agradece con sus aguas cálidas, que la disfrutes.
Aguas termales milenarias, ya disfrutadas por los romanos en su época dominadora y colonizadora.
El jardín es un lugar refrescante, varias veces refrescado al día, protegido con árboles de ramas entretejidas entre sí.
El edificio, muy bien conservado, respira aires centenarios.
El balneario, por dentro, es una familia. El personal entrañable, competente, servicial, atento, amable; pendiente de cualquier necesidad.
Tiene un servicio médico que controla tus deficiencias corporales y estimula tu ánimo.
La comida, muy buena —con productos de la zona— y unos sabores familiares muy bien sazonados.
Las habitaciones, algunas renovadas y otras intimistas.
Cuando llegue tu partida, no querrás irte; y cuando tengas que hacerlo, desearás volver.

Juan Yuste, —cliente repetitivo—.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *