Deseos para el 2016

Hemos brindado por el Nuevo Año y en cada brindis seguro que habían deseos para el 2016!
Proyectos, ilusiones, esperanzas, nuevos retos, un mundo mejor … deseos que día a día se trabajarán para lograr realizarlos. Balneario Prats y su oferta de salud, de belleza, de relax y gastronómica es un mundo de deseos fáciles de conseguir y que están a vuestra disposición.
El mes de enero es ideal para ordenar ideas, de planificar los deseos, de darles forma… y el mes de febrero… ¡es el momento de entrar en acción! La proximidad de la primavera destapa aquel deseo de recuperar o mejorar el buen aspecto físico, de preparar la piel del rostro y del cuerpo para lucirla bella, de hidratar el cuerpo con agua termal… En Semana Santa o en verano, ¿qué mejor que pasar un días de relax y aprovechar para hacer algunos tratamientos en Balneario Prats? Y así van pasando los meses y se van cumpliendo deseos, como hacer un Prats One Day: un masaje parcial, dos horas de piscina termal y menú especial. Una divertidísima propuesta para hacer en grupo. ¿Y aquel Tratamiento de Autor que estaba entre los deseos? ¿Un Café de Montmartre o un Gerunda Fuga? ¿O tal vez un Avatar o el Curative Secrets? Estos son tratamientos que surgen del conocimiento profundo que trabaja el cuerpo a nivel físico y emocional y que no dejan indiferente a nadie. Son ideales para hacer en pareja en una de las suites del hotel.
El deseo de sumergirse en la piscina del Balneario se transforma en placer al descubrir la calidez del agua termal sobre el cuerpo. Es un suave masaje acuático para la piel, una caricia a 34 ºC de temperatura constante. Es beneficiarse de las propiedades de sus minerales y oligoelementos sobre el organismo, con efectos positivos sobre el cuerpo y el alma y reactivar todo el funcionamiento del cuerpo aportando múltiples sensaciones de bienestar. Tomar un baño en la noche, bajo las estrellas, es muy recomendable y contribuirá a tener dulces sueños.
La gastronomía que se elabora en el Balneario Prats está basada en cada estación del año con productos de temporada y de proximidad. Es una propuesta saludable y original que sorprende al paladar. En las épocas que el tiempo acompaña también se pueden hacer las comidas en la terraza del Balneario y, sobre todo por las noches los más románticos pueden ver cumplido su deseo de cenar bajo la luz de la luna y en un magnífico entorno.
El mundo de los deseos se fascinante… es un mundo de sueños que, desde Balneario Prats deseamos que se hacen realidad.
¡Feliz año 2016!.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *