En Navidad cada oveja en su corral

Este tradicional refrán se refiere al reencuentro familiar de las fechas navideñas, días de compartir con la familia y las personas queridas. Balneario Prats está muy agradecido ante el hecho de que muchas familias, grupos o a título individual consideren este establecimiento como su ‘corral’ y pasen estas fiestas tan señaladas con la familia del Prats. Es por ello que estos días de Fiestas de Navidad tienen un encanto especial en el Balneario. La decoración de Navidad llega hasta cada rincón del interior y también del jardín, con los árboles iluminados que ofrecen un ambiente navideño nada más entrar y en el que todo el mundo se encuentra bien.

Las comidas del día de Navidad, Sant Esteve y Año Nuevo también son especiales y muy tradicionales para que todo el mundo se sienta como en casa.
En el menú del día de Navidad no faltará la escudella con galets y pelota, un exquisito medallón de rape con romesco y emulsión de almendras o un fantástico confite de pato con peras y salsafines. En el apartado de postres también habrá un buen surtido de turrones y barquillos. El día de Navidad, un rato antes de la cena, se ofrecerá el tradicional concierto de Navidad.
El día de San Esteve no faltarán los canalones en la mesa de Balneario Prats, un día en que este plato es de lo más tradicional. Acompañarán a los canalones propuestas como una crema de puerros con crujiente de marisco y verduras y lomo de bacalao al pil pil de calabaza. Este día también estarán presentes en los postres los turrones y los barquillos.
Y para despedir el año 2015, Balneario Prats ha preparado una elaborada selección de platos para hacer las delicias gastronómicas de sus clientes en la que es la noche más larga del año. Después de una copa de cava de bienvenida, desfilarán platos como los chupa-chups de foie y frambuesas, huevos de codorniz escalfados y acompañados de brócoli y trufa, crema de alcachofa con jamón de pato, sorbete de cítricos con ralladura de lima y filete de ternera de Girona con relleno de castañas y tocino. El menú de Año Nuevo terminará con un coulant de chocolate con corazón de avellana y un surtido de turrones y barquillos. Y después de dar la bienvenida al nuevo año, la noche continuará con baile hasta la madrugada, momento en que se servirá chocolate con bizcochos y se hará el primer baño del año en la piscina de agua termal del Balneario.
El día 2 de enero, continuarán las celebraciones dirigidas a los clientes de Balneario Prats, con el concierto que ofrecerán los Cantaires de Caldes.
¡Son días señalados en los que el ambiente acogedor y familiar de Balneario Prats tiene un papel muy importante en hacer que todos se sientan como en su casa!
¡Balneario Prats os desea unas buenas Fiestas de Navidad!.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *